Impuestos al sol.

Posted by: | Posted on: septiembre 24, 2013

“Sería absurdo que nosotros, que somos finitos, tratásemos de determinar las cosas infinitas”. René Descartes

Entre las sombras, siempre acaba apareciendo el sol. Más para nuestro gobierno, del astro rey hacemos proscrito, sin saber muy bien el vulgo por sentir su calor cual es la pena…
El siempre capaz Gobierno de España, en su constante lucha por favorecer a la ciudadanía mediante fórmulas que mejoren su calidad de vida, se ha sacado de la chistera un llamado “Decreto de Autoconsumo” que de facto, sanciona el autoabastecimiento de energía mediante placas solares o generadores eólicos. Así, se establece un eufemísticamente llamado “peaje de respaldo” que en realidad lo que persigue es un apoyo a las compañías energéticas que como todos sabemos, acogen “graciosamente” a muchos políticos en sus consejos de administración.
Imaginemos, si la ciudadanía apostase por dotarse de medios de producción de energía en sus hogares (no olvidemos que ello es una realidad en este momento), atendiendo a que el sol y el aire tienen coste cero, de facto las grandes empresas se verían amenazadas. De hecho, una vivienda que instalase paneles solares, con un coste de 400 o 500 euros, podría reducir la factura de la luz y a medio plazo acabar desvinculándose de los gigantes del kilovatio.
Les resultara ciertamente sorprendente que la amenaza “oficial” establece, que aquellos propietarios que pretendan incorporar placas solares o ingenios eólicos en sus casas, disponen de menos de dos meses para inscribirse en un registro. De no hacerlo, podrían ser castigados con multas de hasta 30 millones de euros (sí, han leído bien).
Resulta irónico que en el país del sol, aquel que todo turista busca y que nos genera un gran porcentual del PIB, se nos multe por su uso. Europa dice tener planes directores para minimizar el consumo de productos fósiles, entre otros, se pretende hacer una derivada hacia los vehículos eléctricos y llegar al uso mayoritario de energías renovables. Entre ellas, el sol y el viento…
Miren, en las coyunturas que nos plantea la interesada estupidez institucional, no queda otra, debemos ajustar la potencia contratada y ceñirnos a nuestras reales necesidades. Mientras, incorporemos a nuestro arsenal social la creatividad. El pragmatismo de la realidad impuesta ya lo establecen, entre otros, dos de nuestros ex-presidentes del Gobierno, Felipe González en Gas Natural y José María Aznar en Endesa.
Nada es casual ni gratis, en España hasta el sol tiene precio. Compren protector solar, el siguiente paso será multar a los que se pongan morenos…
POLÍTICA ES MORAL
Facebook: Josep Andreu García Cuestas
Twitter: @JosepGarcaCuest





Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *